Rol de la figura paterna

Escrito por Laura Pillaca | Domingo, 20 de Septiembre de 2009 11:59
La figura paterna en la familiaSiempre se resalta la figura materna y con mucha justicia, pero ¿y el rol paterno?; mientras que las madres tienden a dominar la educación de los hijos, los padres también desempeñan un papel muy importante en su desarrollo psicológico, emocional, y social.

Pero, actualmente, se destaca más la importancia el rol paterno "como una principal figura de apego secundario". En este sentido, uno de los puntos claves es su papel en el desarrollo de la personalidad de los hijos, ya que junto con la madre es la base de la constitución de la familia. Para los niños es igual de importante la figura paterna presente en la familia que para las niñas.

Está comprobado que cuando un matrimonio se disuelve, es preferible para los niños que vuelva a constituirse una familia compuesta por hombre y mujer, aunque uno de ellos no sea el verdadero progenitor. El papá, que es quien por lo general se va de la casa cuando hay una separación o divorcio, es igual de importante para niños y niñas, teniendo en cuenta que su figura es distinta para ambos sexos. Es imprescindible para ambos.

El padre no solo es quien lleva el dinero al hogar, tampoco es únicamente el que da las órdenes o el que impone las reglas, ni es el que toma decisiones sin tomar en cuenta la opinión de los miembros de la familia, sino que la figura paterna va mucho más allá de esas funciones erróneas que se le han impuesto socialmente.

Los hombres en su rol de padres, tienen la capacidad de dar amor, de mostrar su afecto a los hijos e hijas, de ser un apoyo para ellos en los momentos difíciles y de expresar su alegría por cada uno de sus logros alcanzados, es decir, no son -ni deben ser- ese personaje que infunde temor en los niños al llegar a casa.

¿Cómo afecta la ausencia de la figura paterna?

Esto puede provocar una mayor dificultad para lograr un vínculo sano en las relaciones interpersonales, y para adquirir una visión de mundo más integrada. Además, falta un modelo cercano de relación heterosexual satisfactoria, entre otras cosas.

Recomendaciones a los padres

  • Apoya afectiva y emocionalmente a la madre, pues requiere demostración de cariño, comprensión y afecto. La gestación demanda de mucha energía y los cambios físicos que ocurren pueden al principio ocasionar mayor tensión y confusión, especialmente si se espera al primer hijo/a.
  • Asiste a los controles médicos, pues podrás observar y conocer evidencia concreta del crecimiento y desarrollo de tu hijo/a.
  • Toma decisiones en conjunto con la madre sobre temas que son relevantes para el futuro inmediato. Frente a la gestación surgen temas que es necesario abordar de manera oportuna, que van desde decidir dónde dormirá tu niño, hasta quién apoyará su cuidado si la madre trabaja. La gestación es un momento que permite afianzar la comunicación a partir de los temas que van apareciendo y en esto tú puedes jugar un papel clave.
  • Asiste y acompaña en todo momento el trabajo de parto y el parto/nacimiento propiamente tal. La compañía y el soporte emocional que puedes brindar en ese momento es fundamental para la madre y tu hijo/a.
  • Toma contacto con tu hijo/a, tomándolo en brazos justo después que la madre ha estado con él al nacer. Este acto es de profunda emoción y te permitirá generar un vínculo directo tu hijo/a permitiéndoles sentir que construyen una relación cercana y directa.
  • Apoya la etapa de puerperio de la madre (posterior al nacimiento), pues el parto es un proceso altamente desgastante. La madre puede quedar agotada, más no puede descuidar las primeras atenciones a su hijo/a, especialmente la alimentación por intermedio de la lactancia. En este caso, tú puedes contribuir en atender las otras necesidades del niño o niña, como cambiar pañales, cuidar que el niño o niña duerma confortablemente, entre otras.
  • Presta atención en las señales que hace tu hijo o hija, para identificar las expresiones de necesidad que realiza. Comparte estos hallazgos con la madre, para en conjunto construir gradualmente un mecanismo de comunicación con tu hijo/a.
  • También te recomendamos buscar y aceptar ayuda si en algún momento te sientes confundido, la que podrás encontrar en tu pareja, en otros integrantes de la familia con más experiencia o en profesionales y especialistas que te podrán orientar.
Ninguna mamá puede asumir la crianza de sus hijos sin una figura paterna. Los costos son muy altos. No da lo mismo que él no esté. De hecho, se observa siempre que los niños que les falta su padre buscan de alguna manera una representación de esa figura, un referente y eso hay que dárselo por su bienestar físico y mental.

Los hombres pueden tener mucha influencia en sus hijos, sin necesidad de sacrificar su ‘masculinidad’: solo deben hablar y pasar más tiempo con ellos.

IMAGEN: DVIDSHUB (Flickr)

Comentarios (0)

RSS Comentarios

Déjanos tu comentario

corto | largo

busy

 
Iniciar con Facebook
PUBLICIDAD
Embarazo: lo más leido

menopausia-alimentos2.jpg

Alimentación durante la menopausia

Pese a la serie de problemas físicos y anímicos que suelen tener

Últimos comentarios de hoy